Firman UNACH e ICTIECH un convenio de colaboración para beneficio de la comunidad científica y académica

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- Con el objetivo de proporcionar acceso al Laboratorio Regional de Computo de Alto Desempeño (LARCAD) de la Universidad Autónoma de Chiapas, a la comunidad científica y académica del estado de Chiapas, el rector Carlos F. Natarén Nandayapa y el director General del Instituto de Ciencia, Tecnología e Innovación (ICTIECH), Helmer Ferras Coutiño, firmaron un convenio específico de coordinación.

Este acuerdo signado en las instalaciones de la rectoría de la UNACH, establece los mecanismos de colaboración y coordinación para que científicos y académicos del estado, a través del ICTIECH, tengan acceso al LARCAD para asuntos de investigación científica y tecnológica, previo dictamen del Comité de Expertos para el acceso a los recursos relativos a este laboratorio.

El Comité de Expertos tendrá la facultad de determinar la viabilidad técnica de los proyectos que, previa convocatoria, sean sometidos a su consideración; este comité estará conformado por cinco miembros de reconocido prestigio en el campo de la ciencia y la tecnología.

A través de este mismo instrumento legal, la UNACH prestará el servicio de alojamiento a los recursos de los investigadores y científicos que cumplan con los requisitos señalados en la convocatoria que para tal fin sea emitida, en sus instalaciones ubicadas en Ciudad Universitaria.

Por medio de este convenio, se permitirá el acceso físico para la implementación y la administración del espacio asignado y, en caso de ser necesario, acceso al LARCAD y su Internet Xchange Point (IXP) de acuerdo con las políticas de uso de su infraestructura computacional.

Luego de su puesta en marcha, el LARCAD ofrecerá servicios de almacenamiento de grandes volúmenes de datos, alojamiento de portales de servicios públicos, sistema de almacenamiento digital activo, desarrollo de sistemas web e implementación de redes para la educación, salud y gobierno; además resolverá importantes necesidades regionales de cálculo y simulación para los investigadores de cualquier institución, gracias a sus casi mil terabytes de espacio disponible.

Sus instalaciones cuentan con un centro de datos certificado, que cumple con todas las especificaciones técnicas y tecnológicas, conforme a las normas internacionales; contribuyendo en el desarrollo de la investigación científica básica y aplicada, en temas como energías renovables, seguridad, salud poblacional, actividad volcánica, vivienda y comunidades sustentables.